Cuestiones legales

 

Mediante diversos documentos legales es posible que los últimos deseos de sus progenitores sobre sus preferencias de atención médica se lleven a cabo aún cuando sean incapaces de ejercer el control de si mismos durante una crisis. Anticipar las decisiones finales de la vida le brinda tranquilidad mental a usted, como hijo responsable, pero especialmente a sus padres.

Desafortunadamente, no todos los que se acercan a sus últimos años se preparan de este modo. ¿Cómo puede ayudar a que sus padres lo hagan a tiempo? Aquí están algunas sugerencias para empezar:

 

  • Infórmese de la planificación y gestión patrimonial y sucesoria. Lea artículos, libros y guías sobre este tema o hable con un abogado.
  • Analice la protección legal que amparan varios documentos (vea abajo descripciones de documentos). Brinde información suficiente a sus padres para ayudarles a decidir qué necesitan.
  • Investigue si sus padres tienen un abogado en que confíen para manejar los asuntos de planificación y gestión patrimonial y sucesoria y otras cuestiones legales. Si no, elijir un abogado con experiencia en este tipo de ley simplificará el proceso y les ayudará a prevenir problemas y decepciones. Algunos abogados se especializan en los siguientes asuntos:
  • Planificación y gestión patrimonial y sucesoria
  • Planificación de cuidados a largo plazo
  • Cuestiones relacionadas a la jubilación (pensiones y otros beneficios)
  • Cuestiones relacionadas a servicios médicos (Medicare, Medicaid, disputas de seguro)
  • Asuntos de la vivienda
  • Discriminación por edad
  • Fraude y abuso
  • Planificación en casos de incapacidad o crisis. 

    Si sus padres no cuentan aún con un abogado, he aquí algunas ideas de cómo hallar uno:
  • Pida recomendaciones entre sus amigos y conocidos
  • Indague sobre asistencia legal a bajo costo o gratuita mediante los siguientes:
  • Agencias de gobierno
  • Red de servicios legales del AARP
  • Busque por Internet el Departamento, Agencia o Servicios de Ayuda Legal en el estado y condado donde reside su progenitor.

Compare abogados, haga las siguientes preguntas:

  • ¿Cuánto cuestan los distintos servicios? ¿Los honorarios se pagan por hora o es una cantidad específica?
  • ¿Hay cuotas adicionales?
  • ¿Es gratuita la primera consulta?
    ¿Tiene experiencia en asuntos testamentarios, de herencias, de decisiones propias del final de la vida?
  • ¿En qué momentos se encuentra disponible el abogado para consultas?
  • ¿Posee el abogado una conducta positiva, respetuosa y amable?
  • ¿Le parece versado y concienzudo en el tema?
  • ¿Ha verificado sus referencias?

Hable sobre medidas de protección financiera 

  • Sepa dónde se hallan los documentos personales y financieros en caso de emergencia.
  • Pida a las compañías de servicios que le avisen si dejan de recibir algún pago de sus padres.
  • Recomiende a sus padres recibir sus cheques de pensiones, incluyendo el del Seguro Social por depósito directo a su cuenta bancaria
  • Explique a sus padres la importancia de compartir su información financiera y acerca de sus responsabilidades con usted y otro familiar pertinente.

Convenga y establezca medidas de protección legal

Acceso bancario: Diga a sus padres que designen a uno de sus hijos adultos como copartícipe de su cuenta bancaria y otras cuentas financieras para que tenga autorización de actuar de su parte en caso de emergencia. También deberían estipular a alguien como agente o copropietario de su caja fuerte.

Poder notarial duradero: Pida a sus padres que nombren a un representante legal con un poder notarial duradero que les autorice tomar decisiones financieras de parte suya. De lo contrario, la corte podría escoger un guardián para administrar sus asuntos financieros. El poder notarial duradero normalmente tiene efecto tan pronto como se firma, pero se puede especificar que sólo lo haga después de que un médico certifique que sus padres ya no están en condiciones de tomar sus propias decisiones.

Fideicomiso en vida irrevocable: Este documento les permite a sus progenitores determinar cómo y a quién pasará su herencia luego de su deceso. Aunque los abogados cobren más por redactar fideicomisos en vida que testamentos, y exista un cargo por el financiamiento y mantenimiento del fideicomiso, los fideicomisos en vida tienen la ventaja de que la propiedad no pasa por el juzgado de sucesiones sino que va rápidamente y por vía privada a los beneficiarios. También surte efecto durante la vida de sus padres, cuando se hace la transferencia de propietarios de los bienes del fideicomiso.

Testamento: Un testamento dicta cómo se distribuirán los bienes de sus progenitores luego de su fallecimiento. El juzgado de sucesiones donde residía el difunto transfiere la herencia a sus herederos legales, lo que puede llevarse de seis meses a varios años en trámite. Además, existen impuestos y cargos que deben de pagarse. Ciertas estrategias ayudan a evitar las desventajas de los testamentos, tales como.

  • Seguro de vida que pueden cobrar directamente los beneficiarios
  • Establecimiento de copropiedad (o arrendamiento conjunto) con derecho de sobrevivencia (la propiedad va directamente al sobreviviente)
  • Fideicomisos en vida

Directriz anticipada: serie de documentos sobre los deseos de atención médica de sus padres. Puede incluir los siguientes:

  • Directriz de atención médica
  • Apoderado para la atención medica
  • Poder notarial de cuidados médicos: este recurso confiere poder a la persona para que abogue por sus padres y tome decisiones concernientes a su tratamiento médico y otros asuntos de salud. Sólo es efectivo si sus padres están temporal o permanentemente incapacitados para tomar sus propias decisiones.

Testamento en vida: más limitado que el anterior, este documento dicta cómo el doctor retendrá o suspenderá el tratamiento que mantiene con vida al paciente que está diagnosticado con una condición terminal y es incapaz de comunicar su preferencial Este documento también guía a un agente a tomar decisiones difíciles y aumenta as posibilidades de que el doctor siga los deseos del paciente. 


Ábrase paso a las decisiones delicadas
A continuación se presentan algunas preguntas para fomentar la charla sobre una directriz anticipada:

  • ¿Quién quiere que tome las decisiones médicas y financieras de su parte?
  • En caso de una enfermedad terminal, ¿existen tratamientos de prolongación de la vida que desearía o no?
  • De poder elegir, ¿dónde preferiría morir (en casa, en un asilo)?
  • ¿Qué desea que se haga con sus bienes después de fallecer?

    Sea precavido para que se cumpla la directriz anticipada:
  • Pida su opinión al doctor antes de crear una directriz anticipada y después asegúrese de que el mismo comprenda cabalmente los deseos de sus padres.
  • Cerciórese de que los documentos sigan los formatos legales del estado en que moran sus padres.
  • Informe a todo aquel que deba saber de la existencia de los documentos (familia, amigos, consejeros espirituales, asilos, hospitales).
  • Haga copias de los documentos y distribuya entre los doctores e individuos pertinentes.