Las fresas disminuyen la inflamación 

Las saludables fresas satisfacen su antojo por los dulces y reducen la inflamación

 

No sólo son deliciosas y jugosas, las fresas (o frutillas) también reducen los niveles en sangre de la proteína C reactiva (PCR), sustancia que indica inflamación en el cuerpo. Las concentraciones altas de PCR se relacionan con un mayor riesgo de derrame cerebral y enfermedades cardiacas, y a menudo suben cuando las personas con artritis reumatoide o lupus tienen un episodio agudo.

Los investigadores de la Universidad de Harvard que estudiaban dicha fruta descubrieron que las mujeres que comían 16 o más fresas por semana tenían un 14% menos probabilidades de presentar niveles elevados de la proteína que las que no las comían. Estos beneficios de salud de las fresas son independientes de que estén congeladas o frescas.

Aunque el estudio se enfocó en las enfermedades cardiacas, según el investigador en jefe, reducir la concentración de PCR comiendo fresas puede ser benéfico para la artritis también. Así que ya lo sabe, póngaselas al cereal o al yogurt o disfrútelas solas, como tentempié o postre.