Opinión experta de cómo protegerse de la calvicie 

 

El envejecimiento, el estrés, una nutrición inadecuada y el maltrato al cabello, entre otros factores, pueden generar alopecia. Pero éstos no son los únicos factores, las medicinas que toma para la artritis podrían interferir también. 

La caída del cabello es un efecto secundario relativamente común del metotrexato, medicamento que se emplea frecuentemente para tratar la artritis inflamatoria. Esto se debe a que el fármaco reduce la formación de células de rápido crecimiento que pueden promover la inflamación, y los folículos capilares entran en esta categoría. La leflunomida (Arava) también puede causar la caída del pelo y en ciertos casos, incluso el etanercept (Enbrel) y el adalimumab (Humira).

Pero no deje de tomar los fármacos por conservar el cabello. Si la caída es considerable, pida a su doctor que le baje la dosis o pruebe otro medicamento. No se recomiendan los medicamentos para estimular el crecimiento del cabello, pero puede probar lo siguiente:

Baje la temperatura.  Reduzca el calor que emplean los aparatos eléctricos para ayudarle a prevenir dañar el pelo. Mientras más delgado sea su cabello, menor deberá ser la temperatura a utilizar.

Córteselo. El cabello fino se verá más escaso si lo lleva largo, pero al cortarlo dará la ilusión de volumen.

Pruebe productos apropiados. Aplique un acondicionador sin enjuague, que ayude con el tratamiento del cabello maltratado. Los productos que añaden volumen podrían beneficiarle.

Dese un masaje. Estimular el cuero cabelludo le servirá para que la sangre circule mejor, lo cual traerá más nutrientes a los folículos capilares.

No sea brusco. El cabello es delicado por naturaleza, y más cuando está húmedo. No lo cepille o desenrede con brusquedad y absténgase de amarrarlo en una cola de caballo mientras esté mojado, porque será más fácil que se quiebre.

Evite las extensiones. Las extensiones funcionan a ciertas personas, pero podrían resultar nocivas para el cabello, especialmente si éste es fino, pues las extensiones lo pueden quebrar y maltratar. Mejor considere postizos hechos de pelo real. Hay muchos estilos (por ejemplo, un bisoñé) que añaden volumen instantáneo.

Use productos ligeros. Los sueros, ceras y cremas pueden aplastar el pelo. En vez de éstos, use espumas, lociones, aerosoles y polvos que den la ilusión de mayor volumen.

Cambie de peinado. Use el cabello que tiene y manténgalo lo mejor posible. Un estilista podría sugerirle un buen corte de pelo para su tipo de cara y necesidades. Tenga una actitud abierta.